Los Beltrán Leyva, menos ‘golpeados’ por la Sedena en el sexenio pasado

Según la DEA, el titular de la Sedena con Peña Nieto era “Padrino” del Cártel de los Beltrán Leyva, en específico del H2
Según la DEA, el titular de la Sedena con Peña Nieto era “Padrino” del Cártel de los Beltrán Leyva, en específico del H2

Los Beltrán Leyva, menos ‘golpeados’ por la Sedena en el sexenio pasado

Salvador Cienfuegos.Según la DEA, el titular de la Sedena con Peña Nieto era “Padrino” del Cártel de los Beltrán Leyva, en específico del H2
Especial
2020-10-19 |07:28 Hrs.Actualización07:28 Hrs.

El Cártel de los Beltrán Leyva fue uno de los cárteles de la droga que operaban en el país menos ‘golpeados’ por la administración de Enrique Peña Nieto.

El gobierno de Estados Unidos detuvo el jueves pasado a Salvador Cienfuegos, exsecretario de la Defensa Nacional en el gobierno de Peña Nieto, por proteger a este grupo del crimen organizado.

De acuerdo con información oficial, el gobierno pasado enfocó sus baterías en desmantelar a Los Zetas y al Cártel de Sinaloa, que fueron los cárteles más golpeados.

En la administración peñista se detuvo a 33 líderes de Los Zetas, incluidos en la lista de los 122 objetivos prioritarios que se puso como meta al inicio de sus administración.

Entre los detenidos están los hermanos Miguel y Omar Treviño Morales, el Z-40 y Z-42, así como José María Guízar Valencia, el Z-43, líderes históricos de la organización.

Los Zetas tenían presencia en más de 20 estados del país; hoy en día estarían ya muy disminuidos.

De acuerdo con informes oficiales, Los Zetas han sido desplazados por grupos como el Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), considerado hoy como el de mayor expansión y, según las autoridades de Estados Unidos, como el más rico del mundo.

Los 113 criminales neutralizados en el gobierno de Peña Nieto pertenecen a 11 grupos de la delincuencia organizada que opera en el país.

De Los Zetas se detuvo o abatió a 33, mientras que del Cártel de Sinaloa fueron 22, siendo el más relevante la doble captura de Joaquín Guzmán, El Chapo, el 22 de febrero de 2014, en Mazatlán, Sinaloa, y el 8 de enero de 2016, en Los Mochis, Sinaloa.

Del Cártel del Poniente fueron 17 bajas; del Cártel de Juárez y Golfo hubo siete de cada uno, mientras que de los Caballeros Templarios fueron seis, y, finalmente, de los Beltrán Leyva hubo cinco líderes detenidos o abatidos.

Entre estas bajas ésta la de Juan Francisco Patrón Sánchez, el H2, quien asumió el liderazgo del Cártel Beltrán Leyva, tras la detención de Héctor Beltrán, y abatido por la Marina-Armada de México.

Según la DEA, el titular de la Sedena con Peña Nieto era “Padrino” del Cártel de los Beltrán Leyva, en específico del H2.

Ismael Zambada, El Mayo Zambada, líder del Cártel de Sinaloa, y Nemesio Oseguera, El Mencho, líder del CJNG, estaban en la lista de los 122 objetivos prioritarios de Peña Nieto, y aún no han sido detenidos.