José Narro Robles: Hay algunos priistas que no tienen remedio

La Silla Roja.
El exrector de la UNAM sostuvo una entrevista con El Financiero
La Silla Roja.
El exrector de la UNAM sostuvo una entrevista con El Financiero

José Narro Robles: Hay algunos priistas que no tienen remedio

La Silla Roja.El exrector de la UNAM sostuvo una entrevista con El Financiero
El Financiero
2019-06-17 |07:17 Hrs.Actualización07:17 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque el exrector de la UNAM quiere ser dirigente del PRI

Hay algunos priistas que no tienen remedio, reconoció José Narro Robles, el exrector de la UNAM, y aspirante a la dirigencia nacional del PRI.

"Claro que el partido tiene arreglo, pero lo que pasa es que algunos priistas no tienen remedio, siguen con las viejas prácticas, con los viejos modelos y eso no le hace bien (al PRI)", indicó en entrevista con El Financiero.

"El partido tiene que transformarse de verdad, no es un asunto de maquillaje, no necesita cirugía plástica, necesita un tratamiento de fondo para resolver los problemas, actualizar muchas de las formas de trabajo y para que pueda, con cambios de fondo, terminar la simulación y eliminar los excesos porque sin duda en simulación y excesos está parte de lo que nos pasa", detalló.

Explicó que se necesitan rescatar los ideales del partido que se perdieron.

"Es cosa de regresar a a algunos de los principios que se han dejado, el ideario del partido, las causas por las que luchó el PRI histórico", detalló.

Agregó los recientes resultados registrados por el PRI en la elección de Puebla pudieron ser peores.

"Pudo haber sido peor, pero tenemos que ser muy claros, el resultado es realmente adverso, salvo en el caso de Durango, y tenemos que reconocerlo. Quedar en tercer lugar en Puebla no nos gusta, pero venimos de una (elección) durísima en 2018", indicó.

Miguel Barbosa, candidato de Morena por la gubernatura de Puebla, se colocó como ganador de las elecciones realizadas el pasado 2 de junio en Puebla y el jueves pasado recibió la constancia de mayoría.

El morenista obtuvo el 44.67% de los votos y aventajó con 11.44 puntos porcentuales al candidato del PAN, PRD–Movimiento Ciudadano, Enrique Cárdenas, quien ostentó el 33.23% y a Alberto Jiménez Merino, candidato del PRI, quien registró el 18.45% de los sufragios.

Sin embargo, en las elecciones en Puebla hubo un abstencionismo del 66.59%.