La 4T enfrentará una legislatura sin mayoría, donde tendrá que negociar

Morena, junto a sus aliados, el PT y el PVEM, quedaron lejos de completar la mayoría calificada
Morena, junto a sus aliados, el PT y el PVEM, quedaron lejos de completar la mayoría calificada
Morena, junto a sus aliados, el PT y el PVEM, quedaron lejos de completar la mayoría calificada
Morena, junto a sus aliados, el PT y el PVEM, quedaron lejos de completar la mayoría calificada

La 4T enfrentará una legislatura sin mayoría, donde tendrá que negociar

Nueva legislatura.Morena, junto a sus aliados, el PT y el PVEM, quedaron lejos de completar la mayoría calificada
Cuartoscuro
Víctor Chávez
2021-09-01 |08:12 Hrs.Actualización08:12 Hrs.

Los comicios intermedios del 6 de junio derivaron en una nueva recomposición de las fuerzas políticas en la 65a Legislatura de la Cámara de Diputados, que hará más complicado al presidente Andrés Manuel López Obrador y a sus partidos aliados aprobar sus tres últimas reformas que se ha propuesto para la segunda y última parte de su gobierno.

El partido eje de la alianza para la llamada Cuarta Transformación, Morena, no sólo perdió la mayoría simple de la mitad más uno de los 500 legisladores en el Palacio Legislativo –pasó de 252 a 198–, sino, además, los tres juntos, con el PT y el PVEM, quedaron más lejos de completar la mayoría calificada de las dos terceras partes –334 curules– para lograr las reformas a la Constitución.

En la pasada elección federal también el PT perdió curules y pasó de 46, que llegó a tener –para incluso aspirar a presidir la Mesa Directiva de la cámara–, a sólo 37, porque uno recién reelecto les renunció y se fue al PRD. El PVEM sí creció de manera notable y aumentó de 11, que le dejaron sus intercambios con Morena, a 43, que lo colocan incluso ya como la cuarta fuerza política en San Lázaro.

Con esta composición, la 4T lograría apenas 277 curules en el salón de plenos, mientras que la oposición alcanzó 223.

El bloque opositor de la coalición Va por México alcanzó 200, con los del PAN, que pasó de 79 a 114; los del PRI que creció también de 49 a 71, y el PRD, que apenas elevó sus espacios, de 12 a 14, con el agregado de última hora del PT. Además, a los opositores se suman los de MC, que pasó de 24 a 23.

Las reformas clave

Desde Palacio Nacional ya instruyeron a los grupos parlamentarios de la coalición Juntos Haremos Historia, de que las tres reformas que deberán aprobar en la segunda mitad del sexenio son las que se refieren a la “soberanía energética”, a través del “fortalecimiento de la CFE”; otra, sobre la formación y consolidación de la Guardia Nacional dentro del seno militar, y la electoral, que busca, esencialmente, la desaparición y transformación del INE y del Tribunal Electoral.

ENERGÉTICA

Luego de los amparos y la suspensión contra la Ley de la Industria Eléctrica aprobada, la reforma anunciada en junio propone que la CFE ya no esté obligada a comprar por medio de subastas la electricidad que vende a los consumidores. Busca “poner orden” en el sistema eléctrico nacional y “evitar abusos”.

ESCENARIO LEGISLATIVO

Se trata de una propuesta del Ejecutivo que reformaría el artículo 25 constitucional, entre otros, que requiere de una mayoría calificada, de las dos terceras partes –334 votos– y a la que la oposición ya anunció su voto en contra, por considerar que se afecta a la IP y porque “no es la solución darle dádivas a la CFE”.

GUARDIA NACIONAL

Se espera, para 2023, una reforma con cambios a más de 12 artículos de la Constitución, una iniciativa del Ejecutivo que ha sugerido que la GN forme parte de la Defensa, para que “no se eche a perder” como sucedió con la Policía Federal. El Presidente sugiere que la Guardia sea “una rama más de la Defensa”.

ESCENARIO LEGISLATIVO

El bloque de oposición advierte que se trata de una reforma a la Constitución que requiere de sus votos para aprobarse con una mayoría de dos terceras partes de los legisladores y que nunca dará su aval a la “militarización de los cuerpos de seguridad pública en el país” ni coadyuvarán a un “retroceso de décadas”.

ELECTORAL

Se trata de una propuesta anunciada por el Presidente, para 2021-2022, de la que aún no hay iniciativa presentada. Su referencia es la transformación total del INE, que tenga “independencia plena”, con menos costos, eliminar 200 diputados plurinominales y 32 senadores, transformar al TEPJF, entre otros temas.

ESCENARIO LEGISLATIVO

La modificación del marco jurídico electoral requeriría cambios a la Constitución, por lo que necesitaría de una mayoría calificada de las dos terceras partes de los legisladores. La oposición en conjunto adelantó que no apoyará una reforma que sólo buscaría “el control de los órganos electorales autónomos”.