Fernando Belaunzarán: Marihuana, el fin de la prohibición

Marihuana.
Con esta 5 sentencia de la SCJN sobre el uso recreativo, la legalización se acerca un poco más
Marihuana.
Con esta 5 sentencia de la SCJN sobre el uso recreativo, la legalización se acerca un poco más

Fernando Belaunzarán: Marihuana, el fin de la prohibición

Marihuana.Con esta 5 sentencia de la SCJN sobre el uso recreativo, la legalización se acerca un poco más
Cuartoscuro
2018-11-01 |07:44 Hrs.Actualización07:44 Hrs.

Era cuestión de tiempo y felizmente se acabó la espera. El quinto amparo llegó a la Primera Sala de Justicia de la Nación y ésta confirmó la misma tesis establecida desde su primer sentencia hace tres años, a fines de 2015. La prohibición del cultivo de marihuana para su consumo personal fue declarado inconstitucional por oponerse al derecho del adulto a consumirla, en agravio al libre desarrollo de la personalidad tutelado por el artículo primero.

Fuente: Cuartoscuro

La ruta de litigio estratégico establecida por México Unido Contra la Delincuencia a través del prestigiado bufete de abogados, encabezado por Andrés y Fabián Aguinaco, e iniciada en 2013 terminó con un triunfo rotundo.

Frente a la negligencia y cobardía de quienes rehuyen su responsabilidad institucional para no pagar costos políticos por alterar la delicada sensibilidad de las buenas conciencias, el único camino que permitía avanzar como las circunstancias demandaban, en virtud del trágico desastre de la guerra contra las drogas que nos tiene sumidos en una crisis humanitaria, fue la del Poder Judicial a partir de la defensa de derechos constitucionales conculcados por la prohibición.

Fuente: Cuartoscuro

La responsabilidad de los otros poderes, Legislativo y Ejecutivo, es establecer las condiciones para que los mexicanos puedan ejercer sus derechos a plenitud; pero lo más que habían podido avanzar es en aprobar una pequeña reforma que apenas reconoce las propiedades médicas y terapéuticas del cannabis, así como de la necesidad de realizar investigaciones científicas en esa materia, tras cercenar la de por sí limitada iniciativa del presidente Peña Nieto.

Ahora que se ha establecido la jurisprudencia por parte de la SCJN, el Congreso ya no le queda mas que tomar el toro por los cuernos y regular la producción, procesamiento, distribución, venta y consumo de la marihuana para uso personal. No hacerlo dejaría un hueco pernicioso, pues abriría la puerta al descontrol de lo que debe ser controlado.

La marihuana no es inocua y además debe abrir camino para avanzar con otras drogas cuya prohibición también aumenta los riesgos para los usuarios, degrada la convivencia social y vulnera los derechos humanos. Se trata de poner reglas donde hoy no existen o, peor aún, las ponen a capricho los delincuente sin otro objetivo que el lucro. Por eso, en la regulación impostergable se deben colocar en el centro la salud pública y los DDHH.

Además de que la prohibición fracasó y es inconstitucional por conculcar derechos, regular marihuana nos pone en consonancia con el nuevo paradigma que avanza en nuestra región. Canadá se acaba de convertir en el segundo país del mundo en regular toda la cadena para fines personales -el primero fue Uruguay- y en Estados Unidos avanza clara e irreversiblemente. Toda la costa oeste, desde San Diego hasta el Polo Norte, están en esa situación.

Fuente: Cuartoscuro

Así que mientras nuestros principales socios comerciales están generando una industria con altas y crecientes ganancias, con miles de empleos formales y entregándole al fisco importantes recursos, en México seguimos pagando los costos de la guerra.

Con la quinta sentencia de la SCJN se abre una coyuntura inmejorable para que con la Constitución en mano acabemos con el pernicioso prohibicionsimo y establezcamos un nuevo paradigma en política de drogas. Se debe aprovechar; nos va, literalmente, la vida en ello.