El primer ministro Matteo Renzi renuncia tras un referéndum en Italia

Matteo Renzi
El primer ministro italiano renunció a su cargo este domingo.
Matteo Renzi
El primer ministro italiano renunció a su cargo este domingo.

El primer ministro Matteo Renzi renuncia tras un referéndum en Italia

Matteo RenziEl primer ministro italiano renunció a su cargo este domingo.
AFP
2016-12-04 |18:16 Hrs.Actualización19:19 Hrs.


CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque Italia es una de las tres economías más grandes de la Unión Europea

El primer ministro de Italia, Matteo Renzi, anunció este domingo su renuncia. 

Luego de que los italianos rechazaron este domingo en un referéndum la reforma de la Constitución promovida por Renzi, el jefe del gobierno italiano aseguró su salida como mandatario.  

"El 'no' ganó en forma clara y neta", declaró Renzi con la voz entrecortada en una conferencia de prensa.

"Asumo la responsabilidad de la derrota. Mi experiencia como jefe de gobierno hasta acá llega", añadió.

Según los primeros sondeos divulgados por la televisión al cierre de la votación, el 56%-60% de los italianos votó no a la reforma contra el 40%-44% que votó sí. Se trata de una diferencia notable de unos 10 puntos que difícilmente podría cambiar.

Un alto porcentaje de los 50 millones de italianos, casi el 70% de los llamados a las urnas, se pronunció sobre la reforma constitucional promovida por Renzi, quien vinculó su carrera política a una victoria del sí.

¿QUÉ PROPUESTAS HIZO RENZI?

La votación se convirtió en un plebiscito sobre Renzi, quien decidió someter a referéndum los cambios que propone de la Constitución de 1948, entre ellos una drástica reducción de los poderes del Senado con el fin de facilitar la gobernabilidad y acelerar el proceso legislativo. 

Renzi proponía el fin del actual sistema parlamentario, el llamado "bicameralismo perfecto", que otorga el mismo poder a la Cámara de Diputados y al Senado, y la reducción del número de senadores, de 300 a unos 100, convirtiendo esa cámara en una suerte de Cámara territorial.

La mayoría de la clase política, desde la extrema izquierda hasta la extrema derecha, e incluso críticos de la propia formación de Renzi, el Partido Democrático (PD), se opusieron a la reforma que, según ellos, otorgaba demasiado poder al jefe de gobierno. 

REACCIONES DEL SÍ Y DEL NO

Muchos votantes rechazaron el método con el que Renzi quería reformar la Carta Magna, un texto que muchos consideran sagrado, redactado en 1948 tras la Segunda Guerra Mundial y los veinte años de gobierno fascista, y que tuvo como objetivo evitar el surgimiento de otro dictador como Benito Mussolini.

"Voté un 'no' claro", declaró a la AFP Fernando Angelaccio, de 77 años, tras acudir a las urnas en Roma. "La Constitución no se toca. Renzi sólo quiere más poderes, su prioridad es salvar a los bancos no a los jubilados", añadió. 

Antonio, de 84 años, votó en cambio entusiasmado por el sí: "Hace 40 años que esperamos una reforma y nadie hizo nada. Necesitamos un gobierno que tenga suficientes votos, que pueda durar cinco años, sólo después cambiaremos".

El riesgo de inestabilidad política ha desatado una reacción en el mercado antes de los comicios, con descensos en los títulos de bancos y un alza en el costo de la deuda soberana.