Las otras víctimas del muro fronterizo de Donald Trump

Muro.
La barrera artificial podría afectar a cientos de especies animales
Muro.
La barrera artificial podría afectar a cientos de especies animales

Las otras víctimas del muro fronterizo de Donald Trump

Muro.La barrera artificial podría afectar a cientos de especies animales
Especial
2017-02-25 |08:27 Hrs.Actualización08:27 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque muchas especies están en peligro de extinción

El millonario Donald Trump plantea construir un muro a lo largo de la frontera de Estados Unidos con México y los migrantes no serán los únicos afectados.

Los daños a las especies animales, a los ecosistemas y a los servicios ambientales que los humanos obtenemos de la naturaleza, son las tres principales afectaciones al medio ambiente que también traería consigo el muro del republicano, dijo Gerardo Cevallos a Nación321, investigador del Instituto de Ecología de la UNAM.

Síguenos en Twitter @nacion321

ANIMALES

En el primer campo, afirma el académico, cerca de 800 especies animales entre vertebrados, aves, mamíferos, anfibios, tan solo del lado mexicano, sufrirían las consecuencias de construir un muro a lo largo de más de 3 mil kilómetros de frontera.

"Lo que hace un muro de esta naturaleza es obstruir el paso. Esto hace que las poblaciones sean más pequeñas de los dos lados de la frontera, y al ser así las hace más susceptibles a la extinción, a fenómenos naturales como incendios, inundaciones o bien a la caza del hombre. También genera problemas de progresión genética en donde pierden variabilidad que los hace menos aptos para mantenerse ante los cambios. Finalmente, al no tener movimiento, no pueden desplazarse huyendo de efectos como el cambio climático

Cevallos afirmó que las especies serían más vulnerables a la desaparición local y aquellas que tienen rangos geográficos o poblaciones muy pequeñas prácticamente podrían extinguirse.

Entre algunas de las especies amenazadas se encuentran el bisonte, el lobo mexicano, el berrendo y el borrego cimarrón.

Sin embargo, el investigador mexicano dijo que el Servicio de Fauna Silvestre de Estados Unidos ya determinó que hay 111 especies en peligro de extinción que serían afectadas en suelo estadounidense.

ECOSISTEMAS

La construcción del muro no se daría por sí sola y su desarrollo requeriría de todo un plan que generaría un daño mayor, afirma Cevallos.

"Además de hacer un muro se deben hacer caminos a lo largo de él. Antes lo que eran caminos inaccesibles y rugosos ahora ya se pueden acceder a él en camioneta. Como hay que darle mantenimiento, entonces el tráfico de humanos y de vehículos también será de gran impacto"

A nivel de vegetación sería igual de dañino ya que se perderían miles de hectáreas. "Se tienen que aplanar las zonas, nivelarlo, lo cual afecta cientos de arroyos y escurrimientos a lo largo de la frontera. Eso cambia los cursos de agua, de filtración, cambian los ecosistemas acuáticos subterráneos, pero también los terrestres porque ya no reciben la misma cantidad de agua", detalla.

Hay un muro construido en ciertas zonas, pero no en las más agrestes, en las cuales la construcción del muro traería mayores consecuencias y como seguramente no habrá supervisión que garantice los cuidados que debe tener cualquier construcción seguramente será peor, dice el investigador.

SERVICIOS ECOSISTÉMICOS

El investigador de la UNAM afirma que la calidad de vida de los humanos también se ve afectada por una construcción de este tipo ya que se reduce la capacidad de los ecosistemas de proveer servicios ambientales.

"Se afecta la captación y filtración de agua, lo cual reduce la cantidad de ella que está disponible (para la gente), provoca la erosión de los suelos y la falta de polinización. Afecta al micro clima, se reduce la capacidad de evitar tormentas de polvo y desastres como inundaciones, todo este se ve afectado por la presencia de este muro"

EL MURO Y EL PLAN

Este límite territorial ya cuenta con vallas, más de 30 estaciones de patrulla fronteriza y 25 puestos legales de entrada.

Las vallas abarcan mil 50 kilómetros de la frontera, principalmente a lo largo de la mitad occidental.

Una gran parte de la frontera del sur de California, Arizona y Nuevo México ya tiene barreras, que van desde una valla de hierro de 5.5 metros de altura y metal corrugado, hasta barreras improvisadas de vehículos y alambre de púas.

Trump propone una barrera física hecha de hormigón (similar a la de Israel con Palestina de mil 609 kilómetros), aunque la administración también discute otras opciones.

El muro debe tener unos 12 metros de altura, según Trump. Desde que ganó las elecciones, el presidente ha dicho que piensa poner vallas sólo en algunos tramos de la frontera y que el muro necesitará cubrir la mitad de los 3 mil 200 kilómetros de la frontera, ya que las barreras naturales cubren el resto. No está claro cómo se adaptarían las vallas fronterizas ya existentes a ese plan.

Trump estima que se puede construir el muro con una cifra que oscila entre los 8 mil millones y los 12 mil millones de dólares, aunque los republicanos del Congreso dijeron que esperan que el muro cueste entre 12 mil millones y 15 mil millones de dólares.