La Torre Eiffel reabre tras más de 100 días de cierre por pandemia de COVID-19

Turistas realizaron sus primeras visitas a uno de los monumentos más famoso del mundo
Turistas realizaron sus primeras visitas a uno de los monumentos más famoso del mundo

La Torre Eiffel reabre tras más de 100 días de cierre por pandemia de COVID-19

Bonjour!Turistas realizaron sus primeras visitas a uno de los monumentos más famoso del mundo
AP
2020-06-25 |13:17 Hrs.Actualización13:17 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque el turismo fue una de las industrias más golpeadas por el COVID-19

En otro paso importante hacia la recuperación de Francia del confinamiento por la pandemia de coronavirus, la Torre Eiffel reabrió a sus visitantes el jueves después de estar 104 días inaccesible, su cierre más extenso en tiempos de paz.

Los turistas que van llegando a París se expresaron encantados de ver abierto el monumento a pesar de que otros sitios turísticos de la capital francesa permanecen cerrados. El Museo del Louvre reabrirá hasta el 6 de julio.

“Es algo muy especial porque sólo están los parisinos”, expresó Annelies Bouwhuis, una turista holandesa de 43 años. “Hemos visto a mucha gente de París disfrutando su ciudad, disfrutando sus parques sin tantos turistas”.

El ascensor que generalmente lleva a los turistas a la cima de la torre de 324 metros (1.063 pies) de alto sigue cerrado, así que por ahora quienes quieran disfrutar de la vista tienen que subir por las escaleras.

De las tres terrazas de la torre, sólo las primeras dos están abiertas. Quienes subieron el jueves los 674 escalones fueron recompensados con una magnífica vista y una agradable brisa en medio del calor veraniego. El uso de mascarillas es obligatorio para todos los visitantes mayores de 11 años.

“Vine a primera hora de la mañana porque sé que después hará mucho calor”, comentó Sabine Peaufils, una parisina de 57 años. “Este es un verdadero placer”.

La Torre Eiffel dejó de percibir 27 millones de euros (30 millones de dólares) durante el tiempo que estuvo clausurada desde marzo, según su director general, Patrick Branco Ruivo.

Francia y otros países europeos con un sector turístico importante han empezado a atraer nuevamente a los visitantes, con diferentes resultados.

El Louvre se prepara para un marcado declive en el número de visitantes una vez que reabra sus puertas.

La cantidad de visitantes ha disminuido en el Palacio de Versalles desde que la antigua residencia real en el oeste de París reabrió el 6 de junio.

El palacio permite un máximo de 4.500 visitantes diariamente, distribuidos a lo largo del día. Eso representa una enorme disminución en comparación con las 20.000 personas que visitaban por día el palacio en la ajetreada temporada vacacional de verano.