El COVID-19 está mutando y ya se detectaron dos tipos

El nuevo coronavirus mutó a dos cepas, una mucha más agresiva que la otra y que se ha detectado en el 70% de casos
El nuevo coronavirus mutó a dos cepas, una mucha más agresiva que la otra y que se ha detectado en el 70% de casos

El COVID-19 está mutando y ya se detectaron dos tipos

La epidemia.El nuevo coronavirus mutó a dos cepas, una mucha más agresiva que la otra y que se ha detectado en el 70% de casos
AP
2020-03-05 |10:26 Hrs.Actualización10:26 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque en el mundo hay más de 90 mil personas contagiadas de este nuevo coronavirus 

Investigadores en China encontraron que, tras haber pasado a los humanos, el COVID-19 ha mutado y ahora hay al menos dos tipos de ese virus, de acuerdo con una investigación preliminar publicada el martes 3 de marzo en la National Science Review .

Una de ellos, el tipo más agresivo, ha infectado al 70% de las personas analizadas, mientras que el menos agresivo se relacionó con el 30% de los casos, señalaron médicos de la Facultad de Ciencias de la Vida de la Universidad de Pekín y el Instituto Pasteur de Shanghai.

Los investigadores denominaron al más agresivo como "tipo L" y al de menor agresividad como "tipo S". El tipo L se observó con mayor frecuencia en Wuhan, China, donde comenzó el brote. 

Sin embargo, los científicos afirmaron que la frecuencia de la infección ha disminuido. Asimismo, advirtieron que los datos que tenían disponibles para su investigación eran "muy limitados" y que hace falta dar seguimiento científico para comprender la evolución del COVID-19.

"Mientras que el tipo L fue más frecuente en las primeras etapas del brote en Wuhan, la frecuencia del tipo L disminuyó después de principios de enero de 2020", señalaron en el estudio.

Los científicos dicen que los diferentes tipos probablemente fueron causados por una mutación de la versión ancestral del virus, lo cual podría significar que vendrán más.

Agregaron que el virus más agresivo disminuyó su propagación luego de la introducción de medidas preventivas estrictas a principios de enero.