Muñoz Ledo: Ebrard tiene demasiada ambición, le acortó el sexenio a AMLO

A sus 87 años, este político está en la carrera por dirigir Morena, el partido con más poder en el país
A sus 87 años, este político está en la carrera por dirigir Morena, el partido con más poder en el país

Muñoz Ledo: Ebrard tiene demasiada ambición, le acortó el sexenio a AMLO

Porfirio Muñoz Ledo.A sus 87 años, este político está en la carrera por dirigir Morena, el partido con más poder en el país
Nación321
Daniela Díaz
Nación321
2020-10-07 |06:49 Hrs.Actualización06:49 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque Muñoz Ledo busca ser dirigente de Morena, el partido que llevó a la presidencia a López Obrador

Para Porfirio Muñoz Ledo hay gente que "se pasa de ambición" y el canciller mexicano Marcelo Ebrard es una de esas personas, pues al exhibir su deseo de ser presidente de México "le acortó" el sexenio a Andrés Manuel López Obrador. 

En entrevista con Nación321, el actual diputado federal dice que en 2013 Ebrard aseguró que nunca formaría parte de Morena. "¿A qué juega?", se pregunta Muñoz Ledo, quien lanza una crítica a su compañero. 

"Que exhiba su deseo, su vehemencia de ser Presidente de la República, pues ya le acortó el sexenio a Andrés (Manuel López Obrador), lo quiere 'achicar' el sexenio. Él tiene demasiada ambición, hay gentes que se les pasa la ambición", asevera el legislador, uno de las cinco opciones para ocupar la dirigencia de Morena, el partido del cual también es miembro fundador. 

Si Porfirio Muñoz Ledo llega a la presidencia de Morena sería el tercer partido que dirija, pues a sus 87 años y con más de 60 años de trayectoria política, el actual diputado ha sido también dirigente nacional del PRI y del PRD. 

Al cuestionarlo sobre qué lo motivó a buscar la dirigencia de Morena, Muñoz Ledo asegura que no hay ningún tipo de interés personal para emprender la que será, dice, su última carrera en el terreno político, pues de no llegar a la presidencia de Morena "¡me retiro!", asevera. 

"¿A mí? Nada. A mí me lo pidieron, hay una crisis en el partido (...) A mí me lo han pedido para evitar un desmoronamiento", señala. 

Con las elecciones más grandes de la historia tocando la puerta, el 6 de junio del 2021, Muñoz Ledo asegura que el futuro de Morena depende de lo que se haga en los próximos meses para fortalecer las estructuras. 

"Depende qué hagamos con Morena, tiene mucha gente, tiene la mayoría en el país pero como movimiento; en estas elecciones tenemos que organizarnos en tres, cuatro meses", explica. "Conozco muy bien al partido y al movimiento en el país, conozco la geografía política". 

EL CONTRAPESO

Muñoz Ledo asevera que de ganar la dirigencia de Morena lo primero que hará será auditar el partido, lo mismo cuando se vaya. 

Sin embargo, el diputado confiesa que en su carácter de legislador ya pidió a la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) que investigue si al interior de Morena hay lavado de dinero. 

"Yo ya le mandé un recurso (a la UIF), quiero pedirle con toda seriedad en mi carácter de diputado que investigue al partido (Morena) si hay lavado de dinero", asegura. "No estoy acusando", aclara; sin embargo insiste en que se tiene que investigar el 100 por ciento de los gastos ordinarios del partido pues son recursos públicos. 

-¿Esto no le generaría conflicto con sus compañeros de partido?, se le pregunta. 

"¡Si la ley da conflicto, bienvenido el conflicto! Están acostumbrados a no saber lo que es el estado de derecho", responde. "Lo haré gradualmente". 

Para Porfirio Muñoz Ledo la lambisconería y la abyección no tienen lugar en una democracia. 

"El lambiscón es desleal, yo no soy lambiscón de nadie", sentencia.

Sobre su relación con el presidente Andrés Manuel López Obrador, Muñoz Ledo indica que es fraternal; sin embargo, asegura que no siempre comparten ideas, lo cual es esencial en un sistema democrático.