Eugenio Hernández, el gobernador que prometía transparencia y autoridad moral

Las promesas.
Eugenio Hernández Flores fue detenido este viernes, acusado de peculado
Las promesas.
Eugenio Hernández Flores fue detenido este viernes, acusado de peculado

Eugenio Hernández, el gobernador que prometía transparencia y autoridad moral

Las promesas.Eugenio Hernández Flores fue detenido este viernes, acusado de peculado
Cuartoscuro
2017-10-06 |16:59 Hrs.Actualización15:18 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque al parecer este gobernante perdió la memoria de lo que prometió ser como mandatario

En su Plan Estatal de Desarrollo 2005-2010, Eugenio Hernández Flores invitaba a los tamaulipecos a construir un gobierno responsable, sensible, honesto y eficaz, que condujera por una "ruta amplia de prosperidad" que beneficiara a las generaciones venideras.

Este viernes el exgobernador de Tamaulipas fue detenido por la Procuraduría local, acusado de peculado; horas más tarde, el priista fue trasladado al penal de Ciudad Victoria (capital tamaulipeca) en calidad de detenido.

Hernández Flores, que gobernó el territorio tamaulipeco de 2005 a 2010, le dijo a los tamaulipecos en 2005, cuando presentó su Plan Estatal de Desarrollo, que su administración haría un esfuerzo democrático para fortalecer los valores fundamentales de la sociedad y las instituciones.

La carrera política del tamaulipeco fue impulsada por el exmandatario Tomás Yarrington Ruvalcaba, acusado de delitos contra la salud vinculados al tráfico de drogas; Yarrington se encuentra en Italia en espera de un proceso de extradición a México, luego de ser detenido en abril pasado por autoridades italianas.

Aquí te dejamos otras perlas que nos encontramos en el documento del exgobernador.

AUTORIDAD MORAL

Uno de los ejes principales del Plan de Eugenio Hernández Flores era fomentar instituciones fuertes y un gobierno de resultados. Para lograrlo, el priista dijo que era necesario contar con alta moral gubernamental a fin de hacer valer la ley.

"Seremos intolerantes con la impunidad y la combatiremos en todos los frentes", prometió.

Hernández Flores aseguró que era determinante asentar una cultura de la legalidad y aplicación enérgica de la ley sin distingo alguno, "que conlleve al fortalecimiento de un clima propicio para la concordia, armonía y paz social en el estado".

Para el priista, dijo, su elección fue una instrucción de la ciudadanía para crear y mantener una institucionalidad eficaz, eficiente, transparente y responsable.

"Los tamaulipecos advertimos un gobierno de resultados, sensible y visionario, que admite políticas de administración y aplica los conocimientos e innovaciones tecnológicas para mejorar la calidad, credibilidad y legitimidad de sus decisiones y resultados"

RECURSOS

Uno de los objetivos del gobierno del priista tamaulipeco era atraer y concentrar la mayor cantidad de recursos para atender las acciones de combate a la pobreza, la marginación y la desigualdad para crear un entorno de prosperidad social (o quizás se refería a la prosperidad de su patrimonio).

El exgobernador prometió cumplir con este compromiso a través de la suma de todos los recursos para el desarrollo social en una sola intención de acciones concertadas de combate a la pobreza, la marginación y la desigualdad.

"Queremos lograr contenidos de mayor atracción de recursos para el desarrollo social en los convenios y acuerdos con la federación", dijo.

Eugenio Hernández Flores prometió que impulsaría un gobierno en el que la equidad y la transparencia serían sus bases.

"Queremos mejorar la transparencia, eficiencia y equidad de la administración tributaria estatal. Ejercer a plenitud las potestades tributarias del estado con respeto a los derechos de los contribuyentes"

EDUCACIÓN

El exgobernador tamaulipeco dijo que otro de sus compromisos era elevar la calidad de la enseñanza y los indicadores de eficiencia terminal en los niveles básico y medio superior.

"Es significativo el compromiso de establecer y sostener una educación basada en valores cívicos, incluyente e innovadora, formadora de ciudadanos aptos para desempeñarse con éxito en la vida productiva y fuertemente ligados con el desarrollo sustentable de Tamaulipas"

Quizás si se hubiera comprometido más con este punto, Eugenio Hernández no tendría problemas con la justicia tamaulipeca.

OBRAS

El exmandatario tamaulipeco, a través de su prestanombres, Alberto Berlanga Bolado (exsecretario de Obra Pública de Tamaulipas) y la empresa GMC S.A de C.V, de Altamira, realizó en 2007 una operación de compra por 16 millones de pesos de un terreno de mil 600 hectáreas, localizadas en el Puerto Industrial de Altamira y que pertenecen en realidad al patrimonio del estado.

Las mil 600 hectáreas, actualmente tiene un valor real de mil 584 millones de pesos.

Quizás a este tipo de compras se refería Eugenio Hernández cuando escribió en su Plan Estatal de Desarrollo que las ciudades de Tamaulipas debían constituirse en espacios dignos, armónicos y seguros para la convivencia pacífica y solidaria.

"Busco garantizar un desarrollo social y humano en equidad, con una activa participación de sus habitantes, donde la suma de esfuerzos y actitud cotidiana impulse proyectos encaminados a mejorar la funcionalidad de las mismas, potenciar su competitividad y construir espacios con identidad y valor social"

El político priista agregó que trabajaría para hacer más funcionales las ciudades, actualizar el marco jurídico en materia de ordenamiento territorial y desarrollo urbano y aplicar una visión de largo plazo en la planeación urbana.