Por fraude fiscal, Trump enfrenta demanda en México

Por fraude fiscal, Trump enfrenta demanda en México

2016-10-31 |08:13 Hrs.Actualización08:29 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Trump presume su historia de éxito en los negocios inmobiliarios pero una demanda le resta credibilidad a su imagen

"Voy a demandar", expresa Donald Trump con frecuencia en entrevistas y mítines.

Pero ahora, el candidato republicano a la presidencia de Estados Unidos enfrenta lo que tanto pregona: una demanda, y no en Estados Unidos, sino en México.

¿Los motivos?  Un fraude fiscal tras participar en el fallido desarrollo inmobiliario conocido como "Trump Ocean Resort Baja México", informó el domingo el demandante Jaime Martínez Veloz.

La motivación de la denuncia es que Trump "no entregó al fisco mexicano ningún peso con motivo de la compra venta por las ventas anticipadas" de unas torres de lujo, explicó Martínez Veloz, quien ocupa el cargo de Comisionado para el Diálogo con los Pueblos Indígenas de México. Martínez Veloz dijo que presentó la denuncia a título personal.

La demanda contra Trump se presentó ante autoridades judiciales de la ciudad de Tijuana, Baja California, colindante con la estadounidense San Diego, California.

EL ORIGEN

En 2006 la compañía de desarrollo de bienes raíces de Los Ángeles, Irongate Capital Partners, comenzó la preventa de un proyecto de lujosos condominios y un hotel, que supuestamente construiría junto con Donald Trump en Playas de Tijuana. El magnate inmobiliario y su hija Ivanka promovieron entonces el desarrollo como el nuevo Los Cabos, en un video disponible en Youtube.

">

De acuerdo con la denuncia los apartamentos se vendieron entre 350,000 y 900,000 dólares sin que especifique la suma total recaudada, pero se sabe "que en un solo día vendió la torre a casi 200 inversionistas", indica el documento que presume que no se le reportó nada al fisco mexicano.

En 2009 los medios de comunicación informaron que nunca se inició la construcción y que además la empresa estaba quebrada.  

Recientemente Martínez Veloz decidió investigar el caso por su parte y descubrió que ni la Irongate Capital Partners ni las filiales de Donald Trump tramitaron permiso alguno de construcción ante las autoridades mexicanas, de acuerdo con documentos públicos incluidos en la demanda.

Cuando el proyecto quebró, Donald Trump se deslindó argumentando que había alquilado su nombre, lo que no impidió que algunos de los inversionistas lo demandaran.

"Muchos compradores del lado mexicano no pudieron seguir el juicio porque allá los juicios son muy caros", explicó Martínez Veloz quien adelantó que este lunes solicitará al alcalde de Tijuana  Jorge Enrique Astiazarán Orcí que también interponga una denuncia contra Trump a nombre de su administración, por las posibles violaciones a las leyes locales.

El ministerio público está obligado a pedirle a las autoridades hacendarias que investiguen el caso y presenten un reporte técnico, que de ser positivo podría llevar al magnate y a sus socios a ser multados.