La triste historia de Dulce María, la niña encontrada en una hielera en Tijuana

Un grupo de mujeres ayudó a que Dulce María fuera sepultada
Un grupo de mujeres ayudó a que Dulce María fuera sepultada

La triste historia de Dulce María, la niña encontrada en una hielera en Tijuana

El entierro.Un grupo de mujeres ayudó a que Dulce María fuera sepultada
Cuartoscuro
2020-12-16 |10:31 Hrs.Actualización10:31 Hrs.
CREEMOS QUE IMPORTA POR...

Porque México debe tener políticas públicas para evitar que niños y adolescentes sufran maltrato 

Un grupo de mujeres dio sepultura a la niña Dulce María, quien fue asesinada en Tijuana, Baja California, en agosto de este año.

La menor fue localizada dentro de una hielera en la colonia El Pípila, en Tijuana, el pasado 31 de agosto, según informó la Fiscalía General del Estado de Baja California en septiembre.

La niña tenía entre cinco y 10 años de edad, sufría parálisis cerebral infantil y la causa de su muerte fue neumonía, según el dictamen de un médico legista dado a conocer por la autoridad.

El 4 de septiembre, la Fiscalía local difundió un retrato hablado de la menor para identificarla, pues nadie había reclamado su cuerpo.

Ante la situación, mujeres se organizaron y crearon la página de Facebook "Ayuda para niña de la hielera del Pípila", desde donde han publicado información sobre el esfuerzo que han llevado a cabo para darle un nombre a la pequeña y brindarle sepultura.


El nombre que le dieron las mujeres fue Dulce María Sonrisa de Ángeles.

Las mujeres lanzaron una petición en la plataforma Change.org para solicitar firmas y lograr que el gobernador del estado, Jaime Bonilla, girara instrucciones al fiscal Titi Ruiz para que se liberara el cuerpo de la niña, con el fin de que no fuera enviada a una fosa común "por humanidad y cariño hacia los niños, apóyanos", indica el texto.

El 26 de noviembre, en la página de Facebook mencionada, las administradoras señalaron que el fiscal ya había dado el "sí" a la petición, por lo que se entregaría el cuerpo de Dulce María a la comunidad para que fuera velada y sepultada. La liberación fue firmada por el fiscal el 28 de noviembre, según la página.

Finalmente, Dulce María fue velada el domingo 13 de diciembre, entre las 18:00 horas y las 22:00 horas en la funeraria Nueva Tijuana.


"Gracias por no dejarme sola. En mi nombre Dulce María y de mis mamis adoptivas les doy las gracias por ayudarlas a que me dieran una cristiana sepultura y ayudaron a mi mami adoptiva Jessica Gabriela García Lerma para que este día llegara. Gracias a estas personas que nunca me dejaron sola", indicaba una lona en el lugar, de acuerdo con fotografías.

Y el lunes 14 de diciembre, el grupo de "madres adoptivas", como ellas se nombraron, rindió sepultura a la pequeña, quien fue enterrada junto a juguetes llevados por personas voluntarias.

También se llevará a cabo una serie de rosarios a partir de este miércoles a las 20:00 horas, según informaron en la página de Facebook.

"El esfuerzo del grupo de madres que logró darle santa sepultura a Dulce María es un rayo de esperanza para una ciudad presa de tanta violencia. Gracias. Descansa en Paz, Dulce", indicó el Consejo Ciudadano de Seguridad Pública de Baja California en Facebook.